Eventos
Leave a comment

Procesiones y la Viacrucis por la setmana santa en la Costa-Brava

La Semana Santa – en la Costa-Brava

En el siglo XVI, en pleno proceso de la Contrarreforma, la Santa Iglesia Católica de España buscó nuevas maneras de representar la Viacrucis, a fin de impresionar a los fieles y demostrar su poder. A los mejores artistas se encomendaron grandes figuras de madera, representando a santos de la Iglesia, que se vistieron con prendas carísimas. Encabezaron las procesiones de Semana Santa, para ayudar a evitar el avance de las doctrinas protestantes.

Durante los siglos, la Semana Santa, en muchos pueblos, ha llegado a ser una fiesta popular con trasfondo religioso. La semana empieza con el Domingo de Ramos y concluye con el Domingo de Resurrección. Costumbres paganas, que celebran el inicio de la primavera, se mezclan con la tristeza cristiana sobre la muerte de Jesucristo y la alegría de la Resurrección, expresándose en procesiones con pasos (las figuras de madera descritas arriba) y espectáculos. En nuestra región, los más grandes tienen lugar en Gerona, Verges, Sant Climent Sescebes y Castelló d’Empúries.

La procesión en Girona

La Procesion de la setmana santa en Girona con Jesus en la cruzLa procesión en Girona se deriva de una tradición del año 1566. El Viernes Santo, la procesión tiene su inicio en la Catedral de Girona y pasa por todo el núcleo antiguo de la ciudad. La escenificación de la Pasión de Cristo recuerda La Fuerza del Destino de Verdi, acompañada por los sonidos de la música procesionaria.

Tradicionalmente, son los penitentes de la Semana Santa, también llamados nazarenos, que desfilan delante de los pasos. Los nazarenos forman hermandades, de los cuales cada una se identifica por el color u otros atributos de sus vestiduras. Normalmente, van ataviados de capirote, túnica y capa. También los costaleros, las personas que llevan los pasos, van tapados por faldones – después de todo, la penitencia es cosa privada. El obrero desfila al lado del empresario, mística y religión se unen con gran alegría. Ser miembro de una hermandad, también llamadas cofradías, es un gran honor y, muchas veces, se hereda. Sin embargo, en Gerona, la procesión de los pasos ya no parece un legado oscuro de la Edad Media, sino un festival barróco. En colores brillantes y adornada con miles de flores, es la hermosa Madona que, con su resplandor, da luz a la noche. La “Santa Virgen, Diosa y Reina Celeste“ produce una ola de entusiasmo. Se difunde un perfume de incienso, que nos engancha. A la Virgen sigue el paso de Cristo, expresando sufrimiento paciente. La procesión por el casco antiguo de Gerona crea un escenario místíco, en total, una experiencia impresionante.

Los cafés están abiertos toda la noche. Están llenos y nos encontramos con muchos amigos y conocidos. La gente está de buen humor.

La Danza de la Muerte en Verges

Danza de la muerte en VergesBien distinta es la fiesta en Verges: en este pueblo medieval entre Figueres y La Bisbal, cada Jueves Santo, hacia medianoche, tiene lugar la Danza de la Muerte. (www.laprocesso.com). El misterio origina en la liturgia de la Edad Media y atrae, año trás año, más visitantes. El espectáculo empieza a las diez de la noche con una representación de la Viacrucis, seguida por una procesión por las callejas del pueblo y la danza de los esqueletos. La grotesca obra de teatro, acompañada por el ritmo de los tambores, es una de las manifestaciones más antiguas del arte religioso en Cataluña. Gotas de cera marcan el recorrido de la procesión. El sonido de tambores, sonar de cadenas y latigazos asustan y fascinan a los espectadores. Las fachadas medievales subrayan la dramaturgia del escenario. También en Verges los bares están abiertos toda la noche. El pueblo entero está vibrando.

La Viacrucis en Sant Climent Sescebes

A la vera de los Pirineos, en Sant Climent Sescebes, serepresenta la Viacrucis en varias noches de la Semana Santa. Amor, sacrificio, perdonar, esperanza – una historia digna de una película de Hollywood. Los actores de La Passió en Sant Climent Sescebes, sin embargo, son los habitantes de este mismo pueblo. Hace más de 30 años que representan en imágenes vivas la entrada de Jesús en Jerusalem, la Santa Cena, la venda, la condena, la crucifixión y la resurrección de Jesús. Música monumental sonoriza las escenas del Nuevo Testamento, que parecen cuadros históricos. Aquí no se ha olvidado por qué celebramos la Pascua. El Domingo de Resurrección, además, tiene lugar un mercado judío, que invita a comer y beber en un ambiente relajado y armónico.

Los últimos días en la vida de Jesús en Castelló d’Empúries

Castello Empuries - Setmana SantaEscenas impresionantes se debían producir durante los últimos días en la vida de Jesús, especialmente en su camino a la cruz. Generaciones y generaciones de artistas se inspiraron en las escenas descritas en los Evangelios y nos dejaron incontables obras de arte. Un buen ejemplo son las numerosas esculturas de piedra de la Basílica Santa Maria de la Candelera en Castelló d’Empúries. Los días de Pascuas estas esculturas toman vida: bajo la luz de las torchas se reúnen algunos soldados romanos y discípulos, María y Jesús y, de golpe, nos encontramos en el primer siglo de nuestra historia. En toda España, el Domingo de

Resurrección es un día de familia. Todos los miembros se reúnen para tener un banquete.

¡Felices Pascuas!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.